Renacer

Y estábamos llorando a la orilla del río,  esperando que la vida nos cubriera en diferentes formas, cuando un poder finito nos llenó de júbilo para ir en búsqueda del sentimiento anhelado.

Fue increíble mostrar las almas como visa a la eternidad,  como pasaporte para salir de ese estado inferior.

Seres peleaban cuerpo a cuerpo hasta desintegrarse súbitamente de forma autónoma. Nuestras mentes,  repletas de visiones provenientes de diferentes dimensiones,  procesaban ilusiones divinas.

Sentimos hermandad serena. Nadie fue designado para soportar a otro ser. Todos lloramos. Todos sentimos. Todos amamos.

Renacer

Deja tu comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s